4 de febrero de 2008

El majo barbudo




La entrega de los premios goya fue creada a imagen y semejanza de los oscar. Les intentaron imitar en expectación, quinielas, glamour, la mayor concentración de estrellas por metro cuadrado terrestre y alguna que otra revindicación política. Al final se han quedado en intento, menos en lo último.

No voy a enumerar las diferencias entre el Hall of Fame y el Palacio de Congresos de la Castellana, aunque es curioso que la primera edición de los oscars se celebrara en un hotel de estilo español con ochenta años de historia. Ignoro el color de la alfombra de aquella edición y si era patrocinada por alguna marca de whisky. Curiosidades aparte, encuentro la ceremonia cada vez más tediosa, a pesar de las espectaculares figuras que la presentan -lo de figura va por descontado por Elsa y compañía, no por el clon de José Bono, no sé quién le habrá dicho a este hombre que tiene gracia, consigue en algunos momentos ser más patético que Billy Crystal- y para colmo en la tele la emiten precocinada. Hay que ver cómo copiamos a los malditos yanquis...

Si la memoria no me engaña fue en la edición de 2003 cuando montaste con tu amigo Toledo aquello que me parecía el número del gitano, sólo que sin calés pasando la gorra y vosotros haciendo la cabra. No recuerdo, eso sí, qué películas fueron las premiadas, probablemente como vosotros una vez cobrado el cheque. Sí me acuerdo del cacareado 'No a la guerra', antesala de algo más que una soflama demagógica. Luego vino 'El Prestige' y el nunca mais. Ahora le toca el turno a la Conferencia Epíscopal. Pides su disolución como si de un grupo terrorista se tratara, porque a esos hombres de paz no les decís esta boca es mía en el festival de San Sebastián. Hay que ganar puntos para la próxima subvención. Porque a un actor que vive de su trabajo no se le ocurriría abogar por la desaparición de una liga budista, o de alguna asociación islámica, por más que pida el voto para el PSOE, que es mucho más de lo que se han atrevido a hacer los obispos españoles.

Hacéis un flaco favor al cine español por ese camino. No sé si sois conscientes de las antipatías que os granjeais entre un público que debería ser el vuestro a cambio de la bolsa de la SGAE y el impuesto revolucionario de la ley del cine español. Muchos de vosotros seguis con vuestras pajas mentales de la guerra civil, como hacía Oliver Stone con su Vietnam hasta que él mismo se cansó de sus guiones encallecidos. Hay excepciones como 'El orfanato', soplos de aire fresco como me pareció Amenabar con 'Abre los ojos' o 'Tésis'. Alejandro, no sabes cuánto me has decepcionado, que sepas que llegué a comprar el dvd de 'Abre los ojos' a pesar de que la tenía grabada en vídeo, e incluso pagué por ver tus películas.

Ahora no me quedan ganas ni de veros en la mula. Que os vaya bonito.

8 comentarios:

Natalia Pastor dijo...

Son estómagos agradecidos, que hacen el trabajo sucio. Han pasado al mitín en vez de la pancarta,y engordar gracias a las subvenciones en un ejercicio de estulticia que da náuseas.

Schwan dijo...

Yo también, parafraseándole, quiero la disolución permanente de éste gobierno que con mi dinero paga a estos imnpresentables que no saben hacer buen cine o simplemente "cine" a secas.

Y lo que más rabia me da es que el impresentable éste va a ese mitin del PSOE en el que se han convertido los goya (vergüenza debía darles si la tuvieran, claro) va y dice majaderías a diestro y siniestro a gastos pagados, de nuestros bolsillos; claro.

¿Porqué no pidió la disolución de la Junta Islámica por solicitar el voto para el PSOE e IU?

Están tan vistos, simpre haciendo propaganda como estómagos agradecidos que son; que dan sencillamente asco.

El Cerrajero dijo...

El premio que le dieron es por ser un perfecto giligoyas.

sempietnos dijo...

Yo hace tiempo que deje de ver cine español.De mi dinero,esta carroña no ve un céntimo,además de que me esquilman gracias a las subvenciones.
Son meros mamporreros,que se le va a hacer.
Cada uno vale para lo que vale.

Adamantio dijo...

No te metas con el pobre, que tiene que ganarse su subvención anual. De lo contrario, ¿tendría que trabajar de verdad? ¡Inasumible para un progre! jajaja

Adamantio dijo...

Si te fijas, por primera vez el PP les ha golpeado: han dicho que no se extrañaban de su actitud de estómagos agradecidos. Hasta ahora siempre guardaban silencio...

Algo cambia.

Natalia Pastor dijo...

Tienes un premio en nuestro blog.Felicidades.

Adamantio dijo...

Te ha sido concedido un premio en Ideas Libérrimas. Pasa a recogerlo por nuestras oficianas centrales.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...