17 de diciembre de 2007

Asesinato de fetos



A esta actividad se dedican –todavía- algunas de las llamadas ‘clínicas abortistas’ detectadas en Madrid y Barcelona. Las cifras que se manejan son realmente escalofriantes, se habla de unas cien mil intervenciones anuales, muchas de ellas fuera de los tres supuestos previstos por la ley española: violación, peligro para la salud de la madre y el aborto ‘eugenésico’. ¿A qué me recordará esta palabreja? Durante días he leído con estupor los métodos utilizados para interrumpir el embarazo en mujeres, algunas a falta de un mes para salir de cuentas. Todo esto probablemente no hubiera salido a relucir sin un reportaje publicado por la cadena danesa DR1, ante cuya emisión el doctor Morín decidió desmontar sus trituradoras, volviéndolas a instalar cuando creyó cesar la polémica y también como consecuencia de la merma en sus suculentos ingresos, parte de ellos facturados en la caja ‘B’. Por si fuera poco, existen fundadas sospechas de comercio con esos miembros fetales con empresas de cosmética para fines de investigación. Es nuestro Auschwitz particular. A ello hay que unir la falsificación de informes por supuestos profesionales de la medicina.

Este es un asunto que sobrepasa lo nauseabundo, la arcada más inmunda. Imagino a las asociaciones pro derechos de animales si se hiciera lo mismo con ellos. ONG’s como Amnistía Internacional defienden el acceso de las mujeres al aborto, dentro de los límites razonables del tiempo de gestación, cuando su salud o sus derechos humanos corran peligro. ¿Y qué hay de los derechos del no-nacido? ¿Es lícito discriminar entre los condenados a la pena capital que esta organización condena tajantemente? Si tan progresistas y defensores de los derechos individuales somos, habrá que apechugar con las imágenes que los medios denuncian. No hay nada más indefenso que un recién nacido, cualquiera que haya tenido uno en brazos lo sabe.

1 comentario:

gutiforever dijo...

Ahora van a por el aborto libre,como uno de sus promesas electorales.
Zapatero está en una huida hacia adelante,y trata de arrastrar a los sectores más radicales de la izquierda,proclives y defensores entusiastas de ese genocidio que es el aborto.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...